Blogia
Ciencias y Mancias

Visualización para elevar el sistema inmunológico

Visualización para elevar el sistema inmunológico

Esta visualización, se puede adoptar para realizar cada día al despertar, ya que es una forma excelente de comenzar el día, le pone de buen humor y le hace sentirme muy bien.    

Nombre de la meditación: EL JARDÍN DEL EDÉN

Duración: máximo de 3 minutos.

Cierra los ojos. Exhala 3 veces           

Imagina que abandonas tu casa y sales a la calle bajando por unas escaleras.           

Deja la calle y mírate descendiendo a un valle, prado o jardín, dirigiéndote al centro.            

Allí en medio encuentras un plumero para el polvo, un cepillo para la ropa o un rastrillo (según tu preferencia o el grado de limpieza que necesites). Límpiate rápida y concienzudamente con el objeto elegido de pies a cabeza, incluidas tus extremidades. Observa bien tu aspecto y tus sensaciones, al saber que has eliminado todas las células muertas del exterior de tu cuerpo y toda la tristeza y confusión del interior.           

Deja la herramienta y nota a tu derecha el rumor de un arroyo. Ve hasta él y arrodíllate a la orilla. Toma un poco de agua fresca, limpia y cristalina en tus manos, dispuestas en forma de cuenco, y échatela a la cara, limpiando así todas las impurezas del exterior de tu cuerpo. Luego toma otro poco de agua fresca, limpia y cristalina en tus manos y bébelo muy despacio, sabiendo que estás limpiando todas las impurezas que anidan dentro de tu cuerpo. Siéntete refrescado, vigorizado y más despierto.           

Aléjate del arroyo y busca un árbol en el límite de un prado. Siéntate bajo el árbol, que tiene ramas colgando con hojas verdes. Luego con la espalda recostada sobre el tronco, aspira el oxígeno puro que desprenden esas hojas, junto con el oxígeno en forma de luz azuldorada del sol y el cielo que se filtra por entre las hojas del árbol desde su copa.           

Observa cómo cuando exhalas el dióxido de carbono en forma de humo gris las hojas lo asimilan y lo convierten en oxígeno. Éste es emitido por las hojas y desciende por el tronco, hasta entrar en tu cuerpo a través de los poros de tu piel. Así completas un ciclo respiratorio con el árbol y respiras al unísono con él. Deja que los dedos de las manos y los pies se hundan en la tierra como raíces y aspiren la energía del árbol. Permanece allí durante un largo rato asimilando lo que necesitas. Cuando termines ponte de pie y observa tu aspecto y sensaciones.           

Guárdate la imagen y los sentimientos para ti mientras abandonas el jardín y regresa a tu calle. Entra en tu casa por donde saliste y vuelve a tu silla en la que estás realizando el ejercicio.             Después exhala el aire y abre los ojos.  

Fuente: LIBRO: "Visualización Curativa" de Gerald Epstein, Doctor en Medicina, profesor Adjunto de Psiquiatría Clínica en el Mt. Sinai Medical Center de Nueva York.   

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

Erick Marcelo -

Gracias por compartir tan importante tema de visualización, para nosotros que no pudimos conseguir el libro en su oportunidad. Bendiciones, y recomendamos su lectura y aplicación.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres